Monasterio de Samos, Lugo, Camino Francés :: Guía del Camino de Santiago

Samos, Lugo

Samos, Camino de Santiago

Samos es una pequeña localidad de la provincia de Lugo, en la comarca de Sarria, en el Camino de Santiago Francés a su paso por Galicia.

Situada aproximadamente a 11 km de Sarria y 45 km de Lugo, es paso obligado para todos los peregrinos que caminan a Santiago de Compostela por esta variante, y muchos duermen en el hospedaje ofrecido por los monjes benedictinos, en la Real Abadía Benedictina de San Julián de Samos, uno de los centros religiosos más importantes de Galicia.

Albergues de peregrinos y otros alojamientos en Samos

[ Clic para ver mapa en pantalla completa ]
Se abre en ventana nueva

Samos – Camino Francés
Etapa de O Cebreiro a Samos

Anterior:
↑ 5,600 San Cristovo do Real «

Siguiente:
» Calvor 8,800 ↓
[ Etapa Samos – Sarria – Portomarín ]

Servicios para el peregrino:

  • Información al peregrino: Sí.
  • Cabina de teléfono: Sí.
  • Cajero automático: Sí.
  • Asistencia médica: Sí.
  • Farmacia: Sí.
  • Taller de reparaciones: Hay taller mecánico pero no especializado en bicis.
  • Ultramarinos: Sí.
  • Carnicería: Sí.
  • Panadería: Sí.
  • Bar-Restaurante: Sí.

Teléfonos de interés

El tiempo en Samos


Monasterio de Samos, Lugo, Camino Francés :: Guía del Camino de Santiago

Monasterio de Samos, Lugo – Claustro del Padre Feijoo

Qué ver y visitar en Samos

  • Monasterio de Samos
    Situado junto al río Sarria, que baña sus propios muros. El conjunto atrae la atención del peregrino por sus vastas proporciones y por sus edificios, levantados con mampostería de pizarra.
    Su historia se remonta más de 1.500 años atrás hasta, aproximadamente, el s. VI cuando, impulsados por el obispo de origen húngaro San Martiño de Dumio, se asientan en este lugar unos primeros religiosos que fundan el monasterio. A partir del s. X la vida del monasterio ya se empieza a regir por la Regla de San Benito y es también a partir de esta época, y debido a su influencia creciente, cuando empiezan a llegar al enclave las primeras donaciones destacadas.
    En el s. XVI el monasterio alcanza su máxima importancia histórica al acogerse a la hospitalidad del lugar reyes, nobles, obispos y diversos artistas. A lo largo de su trayectoria vivieron en el recinto personajes de la talla del rey Alfonso II, El Casto, quien pasó la infancia en este lugar y fue considerado como el primer peregrino al caminar hacia Santiago por donde en la actualidad discurre el Camino Primitivo.
    Junto a otras figuras como Doña Urraca o Alfonso el Batallador, también residieron entre los muros de Samos nombres importantes de la Ilustración como el padre Sarmiento y, sobre todo, el padre Benito Jerónimo Feijóo, conocido como el padre Feijoo. Fue uno de los grandes intelectuales españoles y el monje que llevó a España a la Ilustración. En el monasterio aún se conservan la celda y biblioteca que ocupó.
    El turbulento s. XIX propició que el monasterio se convirtiese durante la invasión francesa en un hospital de guerra y que, tras la Desamortización de Mendizábal, los monjes abandonasen su morada. La vida monástica regresa a partir de 1880 y hasta la actualidad.
    El conjunto merece una visita reposada ante la riqueza de sus diversas estancias como los dos claustros que lo integran. El pequeño, del s. XVI, con una hermosa fuente barroca de las Nereidas, y, el grande, uno de los de mayor dimensión de España, con unos 54 metros y medio de lado. En su centro se levanta un monumento al Padre Feijóo, obra del escultor Francisco Asorey.
    En el primer piso del claustro se suceden diversas pinturas murales. El peregrino también se sorprenderá ante la portada barroca de la iglesia a la que precede una escalera del s. XVIII, inspirada en la de la fachada del Obradoiro de la catedral compostelana. En su interior se conservan trece retablos de diferentes estilos y un gran órgano.
  • La capilla del Salvador
    De estilo mozárabe, levantada a finales del s. IX, que guarda en su interior pinturas al fresco de influencia astur. Se debe preguntar en el monasterio por la posibilidad de visitarla porque no permanece abierta. Junta esta capilla se alza majestuoso un ciprés milenario de 25 metros de altura, árbol que se encuadra entre los 50 más notables de España.

Fiestas y tradiciones:

  • Fiesta de San Benito, el 11 de julio.
  • Fiesta de Santa Basilisa, patrona del monasterio, el 9 de enero.
  • Romería de San Roque, en Santalla de Lóuzara, el 16 de agosto.
Monasterio de Samos, Lugo, Camino Francés :: Guía del Camino de Santiago

Monasterio de Samos, Lugo

Más datos y un poco de historia…

A pesar de que la variante histórica del Camino no sigue hacia Sarria por Samos, sino lo que hace por San Xil, cada vez son más los peregrinos que atraídos por la belleza del monasterio de Samos deciden proseguir camino por esta variante. La localidad, una pequeña villa residencial con muchos servicios para los caminantes, sirve como adecuado reconstituyente y como recomendable visita cultural.

Samos se encuentra en un espectacular entorno natural, en un valle que da entrada a los montes de Pedrafita. Lo atraviesa el río Oribio, un pequeño río, rico en anguilas y truchas, unos de los platos más emblemáticos de la zona.

Aunque la historia de Samos está íntimamente ligada a la de su monasterio se sabe que en la zona hubo asentamientos prehistóricos, como así lo atestiguan los abundantes castros, pudiéndoseles datar en el periodo de tiempo que va desde el s. VII antes de Cristo y el s. II después de Cristo, aunque muy posiblemente perduraran hasta la Edad Media.

Pero la impronta más antigua de estos primitivos pobladores se encuentra en las cuevas de Santalla. Con la fundación del monasterio allá por el s. VI, época en la que los Suevos poblaban los territorios de lo que hoy conocemos como Galicia, el devenir de la gente de Samos se acompasa a la de los monjes, sufriendo juntos los avatares de las guerras y disfrutando de los  privilegios y bonanzas que les otorgaron los reyes, nobles y obispos que por aquí pasaron.

Fue en el monasterio de Samos donde pasó su infancia y recibió su educación el rey Alfonso II, El Casto, monarca bajo cuyo reinado su descubrieron los supuestos restos del apóstol Santiago. Informado en Oviedo del hallazgo, el rey emprende camino hacia Galicia, sienta las huellas del Camino Primitivo y se convierte en el «primer peregrino» a Compostela. A su llegada a Santiago manda construir sobre el sepulcro una primitiva y modesta iglesia, que se mantendría durante 40 años, hasta que Alfonso III la reemplaza por una de mayor empaque.

Económicamente, hoy Samos se sustenta gracias a la agricultura y a la ganadería, pero la hostelería se encuentra en un momento de gran crecimiento. La belleza de sus parajes y la calidad de productos típicos de la región, son un gran reclamo para el turismo rural y gastronómico.

Cómo llegar a Samos

  • En coche: A Samos se llega por la carretera LU-633 que une Pedrafita do Cebreiro, en plena A-6, con Sarria, siguiendo en parte el trazado del Camino de Santiago. También la LU-P-5601 y 5602 comunican Samos con las localidades vecinas.
  • En autobús: Por Samos pasa una línea de bus que conecta Pedrafita do Cebreiro con Sarria. La empresa de buses que se ocupa de conectar ambas localidades es Monbus. La línea funciona de lunes a sábado con hora de salida desde Pedrafita a las 6.45 horas. Por Samos pasa sobre las 7.55 y, finalmente, llega a Sarria a las 8.15 horas. (Buscador de autobuses)

Samos – Camino Francés
Etapa de O Cebreiro a Samos

Anterior:
↑ 5,600 San Cristovo do Real «

Siguiente:
» Calvor 8,800 ↓
[ Etapa Samos – Sarria – Portomarín ]

¿Has visitado Samos?
Cuéntanos tus experiencias, déjanos tus comentarios.
Tus opiniones ayudan a otros.