Albergues del Camino de Santiago

Villafranca del Bierzo, León – Camino Francés

Villafranca del Bierzo es un importante municipio leonés (cuenta con algo más de 3.000 habitantes) de la comarca de El Bierzo, en pleno Camino de Santiago Francés, y siempre vinculada al mismo, en el que el peregrino encuentra todos los servicios que puede necesitar.

Distancia a a Santiago: 181 km.

Villafranca del Bierzo es uno de los escasos municipios de la provincia de León en los que se habla gallego, ya que hasta hace no mucho tiempo esta localidad pertenecía a Galicia, por lo que en la actualidad sigue latente la cultura gallega.

Cabe hacer una mención especial sobre la iglesia de Santiago, puesto que los peregrinos que no consigan llegar a Santiago, pueden obtener la indulgencia o el perdón de sus pecados en la misma.

Albergues de pregrinos en Villafranca del Bierzo:

Otros alojamientos

Albergues de peregrinos en Villafranca del Bierzo

[ Clic para ver en el mapa en Google Maps ]
Se abre en ventana nueva

Villafranca del Bierzo – Camino Francés
Etapa de Ponferrada a Villafranca del Bierzo

Anterior:
↑ 6,700 Pieros «

Siguiente:
» Pereje 5,760 ↓
(Etapa Villafranca del Bierzo – O Cebreiro)

Servicios para el peregrino en Villafranca del Bierzo:

Villafranca del Bierzo cuenta con todos los servicios que el peregrino pueda necesitar.

Teléfonos de interés:

El tiempo en Villafranca del Bierzo

El Tiempo. Consulte la predicción de la AEMET para Villafranca del Bierzo

Qué ver y visitar en Villafranca del Bierzo:

Vista de Villafranca del Bierzo, León

Villafranca del Bierzo fue declarado Conjunto Histórico-Artístico en 1965, por lo que son muchos los monumentos y lugares interesantes para visitar. Destacamos:

Embutidos del Bierzo

Gastronomía en Villafranca del Bierzo

En Villafranca la gastronomía es muy similar a la de toda la provincia de León, donde cabe destacar los productos derivados del cerdo tales como los embutidos, morcillas, el botillo y el cocido.

Además, en la comarca del Bierzo hay que destacar la elevada calidad tanto de sus hortalizas como de sus frutas, destacando las manzanas reinetas, la pera conferencia, las castañas, las cerezas y los pimientos, que asados son una delicia.

Por eso, y mucho más, en tu estancia en Villafranca no dejes de probar…

Plaza Mayor de Villafranca del Bierzo

Fiestas y tradiciones:

Más datos y un poco de historia…

Castillo de Villafranca del Bierzo, León

De su fundación al Señorío de Villafranca

Los abundantes restos encontrados hacen pensar que Villafranca del Bierzo tendría ya cierta importancia en época prerromana y romana, a la vista de los abundantes restos castreños y de las explotaciones auríferas.

El comienzo de las peregrinaciones a Compostela y las dificultades para atravesar el Camino hacen que vayan surgiendo núcleos para asistencia de los peregrinos y Villafranca sería la antesala del angosto valle del río Valcarce, constituyendo el término de una de las jornadas de peregrinación a Santiago en el Codex Calixtinus. (Rabanal-Villafranca-Triacastela).

El origen de Villafranca como tal se asocia al monasterio de Santa María de Cluniaco ó Cruñego, donde benedictinos franceses de Cluny se asientan en 1070 bajo el reinado de Alfonso VI, para atención de los peregrinos franceses trayendo, entre otras cosas, el cultivo de la vid. También se asocia a los hospitales para atención de peregrinos que surgen a lo largo de la Ruta.

A su alrededor e fue formando un burgo de francos, peregrinos franceses que permanecerían en estas tierras y que daría el nombre “villa francorum” e importancia a la población. Sin duda se establecerían también judíos, gallegos y gentes de otras tierras.

Iglesia de Santiago Apóstol, Villafranca del Bierzo

Señorío y Marquesado

Antes de acabar el s. XII, Alfonso VII le otorgó el señorío, situando al frente a su hermana. Se continuó con doña Urraca, esposa de Fernando II, rey que repuebla la villa, y con doña Teresa, esposa de Alfonso IX de León, rey que visitó la villa en diecinueve ocasiones y otorga en 1192 los primeros Fueros.

Más tarde, la villa pasaría a pertenecer al Arzobispo de Santiago de Compostela, que se la vendería en 1445 a don Pedro Álvarez Osorio.

Una descripción de un documento del archivo del monasterio de Santiago de finales del siglo XV, nos habla de “sus calles estrechas y, debido a este trazado y a su oscuridad, se cometían durante la noche toda clase de delitos. Había en ella muchos pobres y no disponían de bienes propios. Sus vecinos eran campesinos que vendían en las puertas de sus casas: vino, panes, pescado, fruta, aceite, paja, cebada, carneros y cabritos. También lo hacían los hidalgos”. El fraile  alemán Hermann Kuning de Bach deja anotados sus recuerdos al pasar en 1495, especialmente en lo que se refiere al vino.

En 1486 los Reyes Católicos convierten el Señorío en Marquesado de Villafranca del Bierzo. También pasó por Villafranca el emperador Carlos V cuando se dirige a Santiago para convocar las Cortes de 1520, origen de la guerra de las Comunidades.

Llegando a Villafranca del Bierzo

En los siglos XIV y XV se desarrolló un núcleo de artesanos y una incipiente burguesía gremial que daría auge y esplendor a la villa y que iría en aumento en años sucesivos, como demuestran los importantes edificios (Castillo, Colegiata y conventos de la Concepción, San José, San Nicolás, la Anunciada, la Divina Pastora,…) que se construyen a lo largo del XVI y XVII.

El año 1589 sufrió el azote de la peste y fueron muchas las víctimas. En 1715 una gran inundación anegó el convento de la Anunciada y muchas casas.

En los siglos XVII y XVIII llegó a ser un destacado centro comercial, artístico y cultural.  La economía se basa en un nutrido grupo de artesanos (casi el 50 por ciento de la población), que unido a la actividad ganadera y agrícola, genera la celebración de ferias y mercados concurridos. También fue en esta época la capital religiosa de El Bierzo

Siglos XIX y XX y la Provincia del Bierzo

En 1808 destacó la villa por ser Cuartel General del Ejército de Galicia. Saqueada tres veces por los fugitivos ingleses en la guerra de la Independencia, sería esquilmada por los franceses, que también la ocuparon. Aquí murió en 1808 el general que dirigía las tropas españolas contra Napoleón. Liberada por tercera vez y ya definitivamente, en 1810, se convirtió en el centro de operaciones para la conquista de Astorga.

Iglesia de San Nicolás el Real, Villafranca del Bierzo

En 1822 se crea la Provincia de Villafranca del Bierzo por decreto de las Cortes, fue constituida la primera Diputación de la nueva provincia, que solo duraría diez años pues la nueva división administrativa decretada en 1833 repartiría su territorio entre las nuevas provincias de Orense y León.

Hasta mediados de siglo XX mantuvo su hegemonía dentro de El Bierzo gracias a su destacado papel en lo funcional, administrativo y demográfico. La base económica se centraba en la artesanía, el comercio local, las ferias y las actividades administrativas. A principios del siglo XX era el tercer núcleo provincial en importancia y población tras la capital y Astorga, quedando ahora relegado por otros núcleos, especialmente Ponferrada, aunque se sitúa en la primera línea de importancia turística, gracias a su belleza y al paso de las peregrinaciones.

Cómo llegar a Villafranca del Bierzo


Villafranca del Bierzo – Camino Francés
Etapa de Ponferrada a Villafranca del Bierzo
Poblaciones cercanas

Anterior:
↑ 6,700 Pieros «

Siguiente:
» Pereje 5,760 ↓
(Etapa Villafranca del Bierzo – O Cebreiro)

¿Has visitado Villafranca del Bierzo?
Cuéntanos tus experiencias, déjanos tus comentarios.
Tu opinión ayuda a otros.

Salir de la versión móvil