Un posible nuevo albergue de peregrinos en Gijón

Casa Paquet, Gijón (Asturias, Camino del Norte) :: Albergues del Camino de Santiago
Casa Paquet, Gijón

El Ayuntamiento de Gijón mantiene vivo los planes para la rehabilitación de la casa Paquet y su conversión en albergue de peregrinos. La alcaldesa, Carmen Moriyón, confirmó a EL COMERCIO, que el proyecto para la reforma del edificio costará 650.000 euros y que será asumido por el Consistorio gijonés.

Lo que está en estos momentos en negociación es el alquiler mensual del inmueble, que se plantea por un total de 20 años. El equipo de gobierno envió hace unos días a los representantes de la Fundación Oscus (Obra Social y Cultural Sopeña) la última propuesta económica, «porque la que nos habían planteado nos parece elevada».

Aunque esa negociación fructificara en los próximos días, lo que tiene claro el equipo de gobierno de Foro es que el albergue no podría estar operativo para la próxima Semana Santa, que este año tendrá lugar en los primeros días del mes de abril. Los plazos para la contratación y la ejecución de la obra dilatarían la conclusión de la reforma.

El edificio albergará también un punto de información y dedicará una planta a desarrollar actividades culturales

El inmueble cuenta con protección integral, la máxima dentro del Catálogo urbanístico de Gijón, que establece un uso dotacional para su planta baja y de vivienda para el resto. La superficie del solar donde se ubica es de 400 metros cuadrados y la construida supera los 1.100 metros.

Turismo y cultura

El proyecto que el Ayuntamiento de Gijón tiene sobre la mesa plantea ubicar en la planta baja una parte del albergue con zonas comunes, además de la Oficina de Información al Peregrino, acompañada por la Oficina de Información Turística. La tercera y última planta de este inmueble también haría las veces de albergue de peregrinos, con varias habitaciones. En medio de ambas quedaría la parte noble, la principal de la casa Paquet, que estaría reservada para distintos eventos o actividades culturales.

Aunque en los últimos años ha habido actuaciones en el exterior y de conservación, con la rehabilitación de fachadas y el refuerzo del torreón que corona el edificio, aún son necesarios otros muchos trabajos. Porque en el interior de la casa Paquet son apreciables humedades y manchas de goteras antiguas, hay desconchones de pintura en las paredes y las ventanas, puertas o luminarias están deterioradas por el paso del tiempo y el abandono del edificio, tal y como pudo comprobar este periódico el pasado mes de mayo en una visita a su interior.

Esos 650.000 euros que el Ayuntamiento tiene previsto destinar para la reforma servirían para solventar esos problemas interiores, junto a otros detectados en el tejado.

La actividad religiosa cesó en el interior de la casa Paquet cuando las tres hermanas que la regían, pertenecientes a la fundación creada por Dolores Sopeña en 1902, abandonaron Gijón en tiempos de Carlos Osoro como arzobispo de Oviedo. Hubo intentos de mantener abierto el inmueble, obra del arquitecto Miguel García de la Cruz, con fines religiosos que no cuajaron, y otros para su recuperación, tanto desde la iniciativa privada como pública.

Leído en El Comercio

¿Qué te parece esta noticia?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba