El albergue de Ponferrada celebra el 25 aniversario de los hospitaleros

Se ha instalado una placa conmemorativa. Las instalaciones del albergue San Nicolás de Flüe celebran también que hace quince años abrió sus puertas para acoger y asistir al peregrino.

Albergue de peregrinos San Nicolás de Flüe, PonferradaEl albergue de peregrinos ‘San Nicolás de Flüe’ de Ponferrada celebró el pasado lunes los 25 años de los hospitaleros voluntarios dependientes de la Federación de Asociaciones de Amigos del Camino de Santiago con el descubrimiento de una placa conmemorativa.

«Lo que empezó siendo una aventura espiritual es hoy una cosa totalmente consolidada», destacó el secretario de la Asociación Amigos del Camino de Santiago en el Bierzo, Miguel Ángel Pérez, que recordó que este grupo surgió en 1990 de la mano de Lourdes Lluc en Hornillos del Camino (Burgos).

Pérez explicó que, además, se ha elegido esta fecha porque fue exactamente el 6 de abril de hace 15 años cuando abrió sus puertas el albergue ponferradino para acoger peregrinos con dos hospitaleros voluntarios, María Asís de Brasil y José Luis Antón de Madrid. «Fueron los primeros pero detrás de ellos vinieron muchos más», añadió.

Así, estas instalaciones reciben al año a unos 70 hospitaleros, que se encargan de abrir y cerrar el albergue, así como de la limpieza y ayudar al caminante en todo lo que pueda necesitar durante su estancia.

«Queremos hacer un homenaje para reconocer la labor de estos hombres y mujeres», insistió Pérez, que recordó que estas personas realizan una «labor altruista y solidaria» con el único objetivo, como ellos mismos indican, «devolver al Camino lo mucho que el Camino les ha dado».

Este gran edificio (210 plazas, ampliables cuando hay mayor afluencia de peregrinos) es la “joya de la corona” de la red de albergues de la Diócesis de Astorga, creada por D. Antolín de Cela, el párroco de la Encina, es propiedad de la parroquia de Nuestra Señora de la Encina.

Posee una capilla exterior, la ermita de Nuestra Señora del Carmen, abierta todo el día, al otro lado de un bonito jardín con una fuente; Los peregrinos pueden usar las duchas, aseos y lavadero que hay detrás de la ermita mientras esperan la apertura del albergue. Todas las noches se realiza la Bendición del Peregrino -los días laborables a las 19:30-, y misa a las 20:00 los domingos y festivos.

Leído en iLeon.com y elaboración propia

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba